Un proyecto grande y ambicioso como OFA necesita personas que piensen en grande, que sean proactivas, que apunten alto, que quieran contribuir con su trabajo a hacer mejor, más feliz, la sociedad en la que viven.
Personas que entiendan que facilitar
la buena conciliación entre el trabajo y la vida privada, es un elemento muy importante, para el buen funcionamiento de las empresas y de la economía del país

En OFA estamos completamente convencidos de que:
«Un empleado feliz es un empleado que trabaja mejor»

foto
Annemiek van Dijk

P1050673
Margret Groenewegen